Se acaba el plazo de prórroga para renovar el permiso de conducir

El próximo viernes 21 de agosto vence el aplazamiento concedido a los carnés caducados durante el estado de alarma.

Para que la gente pudiera seguir circulando sin correr el riesgo de recibir una sanción, la Dirección General de Tráfico decidió prorrogar la validez de los permisos de conducir durante un total de 60 días, contando desde el final del estado de alarma el pasado 21 de junio. 

Pese a que las diversas administraciones y, con ellas, los trámites y las renovaciones quedaron congelados durante el estado de alarma, no pasó lo mismo con la caducidad de documentos como el carné de conducir o el de identidad.

Por tanto, el plazo para renovar los carnés de conducir caducados acaba el próximo viernes 21, siendo este el último día del aplazamiento. A partir de ese día, todos los conductores cuyos permisos caducaran entre el 14 y el 21 de junio y que no hayan sido actualizados, serán susceptibles de recibir una sanción. 

Aunque los centros para la renovación del carnet de conducir ya volvieron a funcionar el 11 de mayo, desde la DGT se decidió iniciar la prórroga de la validez el mismo día que finalizara el estado de alarma.

Con este aplazamiento de la caducidad se querían evitar sanciones a los conductores que no hubiera podido actualizar sus permisos pero, igualmente, se pretendía evitar un colapso de los centros de renovación una vez llegara la nueva normalidad.

Para renovar el permiso es tan sencillo como acudir a la Jefatura de Tráfico más cercana o al centro de reconocimiento médico de conductores, siendo esta opción la más rápida y cómoda, ya que el informe es necesario en un lado u otro.

En caso de optar por ir a la Jefatura, será necesario solicitar cita previa (se puede pedir por internet) y, además, es obligatorio haber acudido previamente al centro psicotécnico para obtener un informe favorable del reconocimiento de las aptitudes para conducir.

 

In this article