Prohibidas las reuniones de personas no convivientes en Ourense por la crisis del coronavirus

La decisión se tomó esta misma mañana en la reunión del Subcomité clínico de expertos sanitarios.

La Consejería de Sanidad acaba de acordar la prohibición de reuniones de personas no convivientes en el ayuntamiento de Ourense, y la inclusión de Ortigueira y Cambados en el conjunto de ayuntamientos con restricciones. Así lo anunció hoy el consejero de Sanidad, Julio García Comesaña, en rueda de prensa, una vez finalizado el subcomite clínico que hace seguimiento de la evolución de la covid-19 en Galicia.

Las medidas serán detalladas en la publicación correspondiente del Diario Oficial de Galicia y entrarán en vigor a partir de las 00:00 horas de esta medianoche. Además, la evolución epidemiológica de estos ayuntamientos se volverá a revisar en siete días.

Los doctores Sergio Vázquez y Tato Vázquez, miembros del Comité Clínico, intervinieron por videoconferencia en el transcurso de la rueda de prensa, haciendo un llamamiento a la responsabilidad individual y colectiva de la ciudadanía, especialmente en el Ayuntamiento de Ourense.

De este modo, los ayuntamientos de Ortigueira y Cambados, se añaden al grupo de ayuntamientos gallegos con restricciones constituido por Santiago, Milladoiro (Ames), Vilagarcía, Vilanova, Meis, Sanxenxo, Poio, Pontevedra, Marín, Lugo, O Barco, Verín.

Entres estas restricciones generales destacan la limitación de los aforos al 50% en los establecimientos comerciales, de restauración y hostelería -donde además estará prohibido el consumo en barra-, así como en bibliotecas, academias, autoescuelas y centros privados de enseñanza no reglada entre otros. También se establece la limitación del número máximo de personas en las reuniones tanto privadas como en la vía pública fijado en un máximo de 10 personas; así como la reducción de los aforos en celebraciones, velatorios y lugares de culto.

De una manera adicional, en el ayuntamiento de Ourense quedan prohibidas las reuniones de personas no convivientes en cualquier espacio (interior y exterior), y se mantienen, en el barrio ourensano de O Couto, las restricciones de consumir en el interior de bares y cafeterías.

Con estas medidas, la intención de Sanidad es poder actuar de manera más selectiva y con mayor rapidez ante la aparición de casos en una zona concreta. Es por esto que, frente a las medidas adoptadas para toda la comunidad autónoma desde el principio de la pandemia, se quiere ahora acotar lo más posible, pudiendo restringirse y regularse determinadas actividades ya no por áreas sanitarias, sino por ayuntamientos, ciudades o mismo barrios.

In this article