¿Por qué el calor no ha frenado la propagración del coronavirus?

Al ser un virus nuevo existen muchas personas sin resistencia que le permiten seguir expandiéndose aunque los investigadores afirman que cuando haya más inmunidad mundial se convertirá en un virus estacional

Durante mucho tiempo fue la gran esperanza para mantener al Coronavirus a raya mientras se aceleraba la carrera para encontrar la vacuna y se esperaba la llegada del otoño. Pero la idea de que el calor debilitaría al virus se desvaneció tan pronto como se levantaron las restricciones y empezaron a aparecer los rebrotes y, en algunos lugares, la segunda ola.

Los científicos se preguntan por qué el verano no ha debilitado al Coronavirus, y la respuesta está en la inmunidad: se trata de un virus nuevo que al circular por todo el mundo se encuentra personas sin resistencia que le permiten seguir expandiéndose.

Este factor ha derrotado a todos aquellos supuestos que llevaban a los expertos a intuir que en los meses de veranos, la epidemia bajaría. El principal es que el Covid-19 es una enfermedad respiratoria y, por lo tanto, sería una virus estacional como la gripe. La idea era que circulara menos durante el verano y se volviera a activar en otoño con una segunda oleada.

La explicación científica es que el virus está recubierto por una capa grasa externa que suele degradarse por las altas temperaturas. Además, los rayos ultravioletas suele matar muchos virus, y así lo haría también, presumiblemente, con este.

Pero la falta de inmunidad de la población es el factor clave que impulsa la propagación de nuevos virus como el SARS-CoV-2. Este factor se impone al factor climático. Cuando hay muchas personas susceptibles de contraer un nuevo virus, puede propagarse muy bien sin importar las condiciones climáticas.

Esta explicación también tiene una deriva. Y es que dentro de unos años, con el aumento de la inmunidad de la población, el Coronavirus sí podrá convertirse en una enfermedad estacional. Ahora, sin embargo, la baja inmunidad mundial juega a su favor.

In this article