Cuatro años de prisión por pinchar un preservativo y usarlo con su pareja

El hombre aseguró que su objetivo no era embarazar a su pareja sino que esperaba que el profiláctico «se rompiese y mejorase el sexo». 

Un hombre residente en Worcerster (Reino Unido) ha sido condenado a cuatro años de prisión por violación tras descubrirse que había agujereado el preservativo que utilizó con su pareja sin comunicárselo, según informa 20 Minutos.

El caso es del año 2018, cuando la mujer encontró alfileres y varios ejemplares más de condones pinchados en la mesita de noche de él tras tener relaciones. Para cerciorar sus sospechas, se dirigió a la basura para buscar el que acababan de usar y lo descubrió pinchado.

En su defensa, el hombre reconoció que era «la cosa más estúpida que jamás había hecho» y aseguró que su objetivo no era embarazar a su pareja sino que esperaba que el profiláctico «se rompiese y mejorase el sexo».

El juez destacó que la mujer había dado consentimiento para tener relaciones sexuales con el hombre bajo la condición de que fuese usando este tipo de protección, por lo que se había producido una «ruptura de confianza». El acusado alegó que la razón de los pinchazos era también que su novia pasase a utilizar otro tipo de método anticonceptivo.

In this article