Bélgica desautoriza viajar a España y exigirá cuarentena y PCR a los viajeros que vuelvan, salvo los de Tenerife

El Gobierno belga anunció este miércoles que la totalidad del territorio español, salvo la isla de Tenerife, pasará este viernes a estar en su lista roja de viajes, por lo que desautoriza desplazarse a España y exigirá una cuarentena y una prueba PCR a todos los viajeros que vuelvan de este país.

El Ministerio de Asuntos Exteriores belga, que se encarga de gestionar esta lista, añadió una nota a la lista de regiones españolas en la que anuncia el cambio.

«A partir del 4 de septiembre a las 16 horas, toda España será zona roja, a excepción de Tenerife», señala el texto.

La isla canaria permanecerá en zona naranja, con lo que se recomienda no viajar a ella y hacer cuarentena y un test PCR al regreso.

Ya vetaba a otras regiones españolas

Bélgica desautorizaba ya los viajes y exigía cuarentenas a los pasajeros que hubieran pasado por regiones como la Comunidad de Madrid, el País Vasco, las Islas Baleares, Aragón y Navarra, así como la provincia de Barcelona, entre muchas otras áreas españolas.

La lista se había ido ampliando durante el mes de agosto al tiempo que se reportaba un número al alza de nuevos casos de coronavirus en España.

El sistema belga para ordenar los viajes a y desde el extranjero durante la crisis sanitaria consiste en un código de colores gestionado desde el Ministerio de Exteriores.

Se prohíben los viajes no esenciales a las zonas rojas y los viajeros que procedan de esas áreas deberán hacerse un test PCR y aislarse durante catorce días a su llegada al país.

Estas obligaciones se convierten en recomendaciones para los territorios en la zona naranja, mientras que aquellos en la zona verde no requieren ninguna acción más allá de las precauciones habituales.

In this article